ASSOC.PER ELLS (MALLORCA)XIVè ANIVERSARI ANY 2019

ACOLLIDA D'INFANTS DE BELARÚS I D'UCRAïNA AFECTATS PEL DESASTRE DE TXERNÒBIL DES DEL DESEMBRE DE 2005.

ESE PEQUEÑO NIÑO CURIOSO, VADZIM

perells | 24 Setembre, 2009 14:47

Me acuerdo que una tarde mi hija mayor me preguntó si podíamos acoger a un niño durante el verano, (de ésto hace ya 4 años), y yo sin pensármelo dos veces le contesté rotundamente que no, que era una locura. Luego se lo comentó a su hermana y también a su padre, y ellos con gran entusiasmo dijeron que sí. Es decir que la mala al final fui yo.

Sin acabar de estar convencidos acudimos a nuestra primera reunión, y fue precisamente allí donde descubrimos todo lo que se puede llegar a hacer por ellos. En principio, el primer año nos quedamos como familia de sustitución, ya que nos decidimos tarde, pero una noche, nos llamó Esperanza diciendo que había una baja familiar, y que nos traerían al niño/a a nosotros. En esos momentos aún no sabíamos nada sobre si tendríamos a un niño o una niña, o la edad que tendría, pero a nosotros la verdad es que nos daba igual..

Al cabo de unas semanas volvimos a hacer otra reunión, y fue allí donde nos dijeron que sería un niño, llamado Vadzim, y de tan solo ocho años..

El día que fuimos a recogerlos al aeropuerto estábamos todas las familias allí, esperando con gran ilusión. Al cabo de una hora más o menos les vimos llegar de lejos, y todos nos empezamos a preguntar quien era quien. En esos momentos,vimos a uno de ellos jugando e investigando como funcionaba una de las ruedas del carrito de las maletas, y nos llamó mucho la atención. No sabemos el porqué, pero los cuatro nos imaginamos que ése niño sería nuestro Vadzim, y la verdad es que no nos equivocamos..

Desde ese momento, nos dimos cuenta de que no sólo seríamos nosotros que le ayudaríamos a él, sino que él mismo también nos enseñaría a valorar las pequeñas cosas que tenemos aquí..

El primer verano que estuvo con nosotros fue el mejor de todos, ya que cada día descubría cosas nuevas, y se sorprendía con cualquier cosa, como por ejemplo el día que aprendió a ducharse con agua caliente, o cuando se bebió una lata de limonada, y la guardó en una bolsa de plástico que él mismo había traído para llevársela a casa y mostrársela a sus padres, o cuando abrió el frigorífico por primera vez y lo vio lleno de comida; se pasó todo el día abriéndolo para comerse todo lo que encontraba, sobretodo la fruta..

La verdad es que tenemos mil anécdotas y descubrimientos que contar, ya que aún habiendo pasado cuatro años él se sigue sorprendiendo con cualquier cosa y sobretodo nos sigue sorprendiendo a nosotros..

Sólo deseamos que vuelva ya el verano para poder tenerle aquí con nosotros, y que algún año también podamos compartir con él unas navidades..

Esperamos poder tenerle otra vez aquí muy pronto, y que sigan viniendo más niños para poder darles un poco de esperanza y felicidad.

Familia Horrach - Segui.

Comentaris

Afegeix un comentari
 
Powered by LifeType - Design by BalearWeb